El Linaje de los Incas

InicioConsejosLinaje de los Incas

Los estudios del ADN revelan que el linaje de los incas, se remonta a mucho antes de la historia conocida del Imperio del Tahuantinsuyo, o de los antiguos establecimientos del Valle del Cusco; además, puede ser rastreado hasta nuestros días.

Las Panacas eran las familias de la elite, reyes y antiguos sacerdotes incas pertenecientes a la dinastía de los “Hurin Cusco”; de otro lado, la denominación que recibía la dinastía de los “Hanan Cusco” era la de Ayllu Real. Apoyados por la historia, el rango más alto de la nobleza inca, pertenece al Ayllu real de Huayna Cápac; dicha casa fue la última en gobernar antes y durante la invasión y conquista de España. También fue la única respetada por la Corona de España, luego del choque militar y cultural; fue conservada en la ciudad del Cusco bajo un régimen excepcional, debido a su representación simbólica. Sin embargo en la época de la república, sus títulos fueron invalidados y su bienes usurpados; las reformas políticas aniquilaron su riqueza y disminuyeron enormemente su poder político.

 

El Linaje de los Incas
Cuadros de la escuela cusqueña, representando la genealogía Inca

 

¿Hasta dónde se puede rastrear el linaje de los incas?

La línea genética Inca se puede rastrear hasta nuestros días; sin embargo lo más asombroso, es la antigüedad de la misma. Según las crónicas españolas, los incas incluyeron la práctica de la “Capacocha” en sus rituales religiosos; en ella elegían una persona joven y hermosa, para ser sacrificada en la cumbre de alguna montaña. El año de 1985, una momia congelada de un joven muchacho fue recuperada de la montaña Aconcagua en la provincia de Mendoza, en la Argentina. El niño murió a 5.300 m.s.n.m., su cuerpo momificado fue naturalmente conservado por uno de los entornos más fríos y secos del planeta; al parecer, “no solo para ser descubierto por un grupo de excursionistas”.

En la actualidad se logro extraer ADN de los pulmones de la momia, el cual fue analizado por un grupo de genetistas de la universidad hispana Santiago de Compostela; los resultados fueron sorprendentes:

  • El niño fue enterrado por la cultura inca en el año 1500 d.C.
  • Se concluyo que el niño perteneció a una población cuyo ADN ha podido ser rastreado hasta nativos sudamericanos modernos.
  • Se calculo que el niño habría tenido alrededor de 7 años en el momento del sacrificio, y que la causa de su muerte pudo haber sido el controvertido ritual Capacocha, el cual era realizado por los incas en situaciones de dificultad.
  • Se ha encontrado que el niño pertenece a un subgrupo del linaje C1bi antes desconocido, y que data de hace 18.000 años.
  • Se cree que este subgrupo en especial (C1bi), fue concebido en los andes, hace 14.000 años.

El linaje de los Incas en la actualidad

Si bien la línea genética C1b es muy diversa, ya que se extiende a lo largo de centro y Sudamérica, al parecer algunos grupos pequeños se habrían aislado, desarrollando características particulares y variaciones propias. Un subgrupo muy raro ha sido identificado por los investigadores genéticos y ha sido denominado genoma C1bi, cuyos orígenes se remontan 14.000 años en el pasado; es el genoma presente en el niño de la montaña Aconcagua y en la actualidad pertenece a una comunidad de nativos sudamericanos, que nunca han sido identificados. Sin embargo la búsqueda exhaustiva en las bases de datos genéticos, dio como resultado solo 4 muestras de esta rara línea genética; 3 de ellas pertenecen a personas que viven en los países de Perú y Bolivia, la cuarta pertenece a una muestra de la cultura Wari, anterior al imperio de los incas. La población Wari desapareció por completo luego de la invasión española.

Linaje Inca – Genoma C1bi

Como leyó, en la actualidad el C1bi es muy raro, pero al haber aparecido en muestras de personas vivas y separadas geográficamente, se presume que pudo haber sido mucho más común en el pasado, aunque usualmente se tiene registro de grupos genéticos precolombinos desaparecidos por completo luego de la llegada de los españoles. Se sabe que casi el 90% de los nativos sudamericanos murieron luego de la conquista a manos de españoles, o por epidemias traídas del viejo mundo. Este colosal colapso demográfico, seguido de siglos en la que esta pequeña parte de la población andina, se mezclo con europeos, africanos, asiáticos, y la ascendencia amerindia; ocasiono una perdida genética a gran escala, pero también dio origen a un país multicultural considerado “la mezcla de todas las razas”, Perú.

 

Por Boleto Machu Picchu – Ultima actualización, 30-06-2016

 

 



Chat now